Remontando un marcador que lo tenía abajo el elenco de Real Madrid, supo sacar su estirpe para remontar un marcador que les era completamente adverso y sellar en el Allianz Arena de Munich el triunfo ante un Bayern que producto de dos sendos errores cometidos en defensa, sucumbieron por 2-1 y con lo que la tarea parecería titánica, esto de cara a la definición que se dará la semana venidera en el Santiago Bernabéu, para sacar a otro de los finalistas de la UEFA Champions League.

Si bien es cierto los primeros minutos fueron muy parejos, Real Madrid cedió campo y pelota a los bávaros, que haciendo un juego muy práctico sometió en su predio a los españoles y fue así como Joshua Kimmich (28′), abrió el marcador en jugada individual que dejó sin reacción al meta Navas, alegrando a los locales con la esperanza de hacerse de un triunfo holgado, algo que finalmente no se dio.

Antes de que el primer tiempo finalice llegaría la tranquilidad española, tras una acción individual que la generó Marcelo (44′), que dejó sin reacción al meta Ulreich, con lo que ambos equipos se fueron al descanso. Uno de los mejores hombres que tuvo el elenco de Real Madrid y que fue Lucas Vásquez, para que Marco Ascencio (57′) sentencie la contienda y que hizo que finalmente se queden con la ligera ventaja que tratarán de mantenerla en casa, para de esta manera alcanzar su tercera final consecutiva.

No hay comentarios

Dejar respuesta