Esperando dar por terminado lamentable impase surgido en torno a los supuestos insultos de orden racial que habría proferido el mediocampista uruguayo Gastón Rodríguez contra el zaguero central de El Nacional Javier Quiñónez, el mismo elemento implicado en este entuerto se encargó de ahondar un poco más en detalles para que esto quede sumamente aclarado y que ya no se le siga echando más leña al fuego como él mismo lo manifiesta, esperando que todo termine de la mejor forma.

Declarando desde Río de Janeiro, donde se encuentra con motivo del encuentro que esta tarde juega Liga de Quito ante Vasco da Gama, el mediocampista de nacionalidad uruguaya, fue claro en afirmar que quien comenzó primero con los insultos fue el jugador del elenco de los “Puros Criollos”, siendo él quien respondió de la misma manera, pero sin utilizar términos que atenten contra la integridad moral del esmeraldeño de 29 años de edad: “Él me dijo ‘uruguayo muerto de hambre’ y yo también lo insulté. Nunca lo hice con términos racistas”

Así mismo se refirió a que si debió existir algún reclamo de parte del jugador de El Nacional, bien pudo hacerlo luego del partido, no tres días después y cuando el equipo que defiende va por una clasificación en torneo internacional: No es ninguna polémica. Soy sincero, no dije nada. Si pasó algo lo tenían que decir después del partido. Respeto mucho a la gente de Ecuador porque me tiene mucho cariño y si dije algo, tenían que haberlo dicho antes”, puntualizó el charrúa, que espera con estas declaraciones dar por finalizado tan lamentable incidente, que lo único que hace es poner en mal antecedente a su imagen y nombre bien ganado dentro de la actividad balompédica.

No hay comentarios

Dejar respuesta