Luego de la determinación de la CONMEBOL prohibiendo la realización del encuentro entre D. Cuenca y Fluminense en la cancha del estadio Alejandro Aguilar, debido a que según lo expuesto por el ente rector del balompié sudamericano, no cumple con el aforo reglamentario para poder albergar encuentros de octavos de final en escenarios que no cumplan el mínimo requerido de 20.000 aficionados, trastocando lo que es la autorización dada a que se cumpla el juego entre Defensa y Justicia y Banfield, en el escenario de los primeros cuya capacidad es similar a la de los azuayos, la réplica no se hizo esperar de parte de los directivos del elenco de los “Camisetas Coloradas”.

Es así como un comunicado expuesto en las redes sociales del plantel azuayo, se da a conocer del oficio emitido a la CONMEBOL, en el que exponen su malestar por esta decisión que trastoca sus planes, en la que solicitan se dé un trato igualitario y si a Defensa y Justicia les permitieron actuar en su estadio con capacidad para 18.000 personas, lo mismo ocurra para el choque que van a sostener ante los brasileños.

Con esto se espera que en las siguientes horas se dé un pronunciamiento oficial de la CONMEBOL, para que se sepa cual será la suerte del compromiso entre D. Cuenca y Fluminense y si el mismo que está previsto para el 19 de septiembre se lo cumplirá en la cancha del estadio Alejandro Serrano Aguilar o en el Rdorigo Paz Delgado, que es la alternativa que consideraron para el cumplimiento del juego de ida en la serie.

No hay comentarios

Dejar respuesta